Verónica: planta medicinal con beneficios para la salud

La Verónica, también conocida como triaca (Veronica officinalis L.), es una planta con flores perteneciente a la familia de las escrofulariáceas. Esta pequeña herbácea trepadora perenne es nativa de Europa y crece de manera silvestre en terrenos silíceos, bosques y praderas de toda Europa, a excepción de la región mediterránea. También se encuentra en regiones frías del norte y sur de América.

Índice

Hábitat y descripción de la Verónica

En la península ibérica, la Verónica aparece principalmente en zonas de montaña del norte y su concentración aumenta a medida que nos acercamos a la zona pirenaica. Crece principalmente en bosques caducifolios poco espesos, sobre suelos ácidos o descalcificados y matorrales silicícolas húmedos.

La planta de Verónica es perenne, ramificada y puede alcanzar una longitud de 10 a 40 cm. Tiene tallos ascendentes y pubescentes en toda su longitud. Sus hojas son opuestas, distribuidas regularmente sobre la rama y con un peciolo corto. Son elípticas u ovales, con un margen finalmente serrado y una ligera pilosidad. Las flores aparecen en racimos axilares que contienen entre 15 y 25 flores pediceladas de color azul claro, lila o rosados. El fruto es en cápsula de pequeñas dimensiones con forma de triángulo invertido.

veronica planta medicinal - Cómo es la planta que se llama Verónica

La Verónica posee diversos principios activos que le confieren sus propiedades medicinales. Contiene glucósidos iridoides como la aucubina, ésteres de catalpol como el veronicósido, minecósido y verprósido, y flavonoides como la apigenina, escutelarina y luteolina.

veronica planta medicinal - Qué beneficios tiene la Verónica

Beneficios y usos medicinales de la Verónica

La Verónica ha sido utilizada desde la época de los romanos como una cura para más de cuarenta enfermedades diferentes. En la Edad Media, se creía que esta planta protegía de los malos espíritus. Actualmente, se le atribuyen numerosos beneficios y usos medicinales:

  • Calma algunas patologías del aparato digestivo, como dispepsias hiposecretores, gastritis, úlcera gastroduodenal, flatulencia y diarrea. Tiene propiedades aperitivas y digestivas gracias a su contenido de principios amargos.
  • Estimula el apetito y trata afecciones respiratorias como la bronquitis, el enfisema, la asma, la faringitis y la tos. Sus propiedades antitusivas y béquicas ayudan a aliviar los síntomas respiratorios.
  • En uso tópico, se utiliza para calmar el picor, lavar heridas y eczemas, tratar úlceras cutáneas, aftas, dermatomicosis, vulvovaginitis, reumatismo y gota. También es utilizada como suavizante de la piel reseca por el frío.
  • Se considera depurativa y tiene propiedades antiinflamatorias, antialérgicas, sedantes, antiulcerosas, antimicrobianas y antifúngicas.

Preparación y uso de la Verónica

La Verónica se utiliza completa en forma de infusión. Para prepararla, se recomienda utilizar 1 cucharadita de la planta seca por taza de agua caliente. Se deja reposar durante 10 minutos y se cuela antes de beberla.

Contraindicaciones y precauciones

Aunque la Verónica es considerada segura para la mayoría de las personas, se recomienda consultar a un profesional de la salud antes de utilizarla, especialmente si se está embarazada, amamantando o si se padece alguna condición médica preexistente.

La Verónica es una planta medicinal con múltiples beneficios para la salud. Desde su uso en el sistema digestivo y respiratorio hasta su aplicación tópica para tratar afecciones cutáneas, esta planta ha sido valorada por sus propiedades medicinales a lo largo de la historia. Siempre es importante consultar a un experto antes de utilizarla para asegurarse de que sea adecuada para cada caso específico.

Subir