Reflujo gastroesofágico (rge): síntomas, diagnóstico y tratamiento

El término RGE, o reflujo gastroesofágico, se refiere al paso del contenido del estómago hacia el esófago. En condiciones normales, este contenido no debería pasar al esófago debido a la presencia de un esfínter esofágico inferior (EEI) que actúa como una válvula para prevenir el paso del alimento.

Sin embargo, cuando este esfínter no funciona correctamente o se relaja de manera inadecuada, el contenido gástrico puede pasar al esófago, lo que resulta en irritación de la mucosa y la aparición de diferentes síntomas y complicaciones.

Índice

Diagnóstico del RGE

Para diagnosticar el RGE, se deben evaluar los síntomas del paciente y realizar pruebas específicas. Una de las formas más comunes de diagnóstico es la respuesta a la terapia antisecretora. Si los síntomas mejoran con el tratamiento, esto puede indicar la presencia de RGE.

Además, se pueden realizar pruebas como la endoscopia, que permite visualizar el esófago y el estómago para detectar posibles daños en la mucosa. También se pueden realizar pruebas de pH esofágico, que miden los niveles de acidez en el esófago durante un período de tiempo determinado.

Tratamiento del RGE

El tratamiento del RGE está estrechamente relacionado con el diagnóstico. En primer lugar, se deben adoptar medidas higiénico-dietéticas para reducir la presión intraabdominal y evitar los alimentos o situaciones que puedan desencadenar el reflujo.

En muchos casos, se puede lograr un alivio de los síntomas mediante el uso de medicamentos que reducen la producción de ácido en el estómago. Estos medicamentos, conocidos como inhibidores de la bomba de protones, son muy eficaces en la mayoría de los pacientes.

Sin embargo, si estas medidas y medicamentos no son suficientes para controlar los síntomas, se puede considerar el tratamiento quirúrgico. La cirugía antirreflujo, también conocida como fundoplicatura, consiste en reforzar el EEI para prevenir el paso del contenido gástrico al esófago de forma definitiva.

sobre el RGE

  • ¿Cuáles son los síntomas del RGE?

    Los síntomas del RGE pueden variar, pero los más comunes incluyen acidez estomacal, regurgitación, dolor en el pecho, dificultad para tragar y tos crónica.

  • ¿Cuáles son las causas del RGE?

    El RGE puede ser causado por el debilitamiento del EEI, el aumento de la presión intraabdominal, el consumo de alimentos irritantes o grasos, el sobrepeso, el embarazo y ciertos medicamentos.

  • ¿El RGE puede causar complicaciones?

    Sí, el RGE no tratado puede causar daño en la mucosa esofágica, lo que puede llevar a la formación de úlceras, estenosis esofágica o incluso cáncer de esófago en casos graves.

Tabla de alimentos que pueden desencadenar el RGE

Alimentos Descripción
Cítricos Frutas como naranjas, limones y pomelos que contienen ácido cítrico.
Tomates Contienen ácido málico y pueden aumentar la producción de ácido en el estómago.
Chocolate Contiene teobromina, que puede relajar el EEI y aumentar el riesgo de reflujo.
Especias Especias fuertes como la pimienta negra, el chile y el ajo pueden irritar el esófago.
Alcohol Puede relajar el EEI y aumentar la producción de ácido en el estómago.

El RGE es el paso del contenido gástrico hacia el esófago debido a un mal funcionamiento del esfínter esofágico inferior. El diagnóstico se basa en los síntomas del paciente y en pruebas específicas, y el tratamiento puede incluir medidas higiénico-dietéticas, medicamentos y, en casos graves, cirugía. Es importante evitar los alimentos que pueden desencadenar el reflujo y buscar atención médica si los síntomas persisten.

Subir