Procedimientos estéticos no quirúrgicos: todo lo que necesitas saber

En la actualidad, cada vez más personas buscan mejorar su apariencia y sentirse más seguras de sí mismas. Los procedimientos estéticos no quirúrgicos se han convertido en una opción popular para aquellos que desean obtener resultados rápidos y sin la necesidad de someterse a una cirugía invasiva. En este artículo, te brindaremos información detallada sobre los diferentes tratamientos estéticos no quirúrgicos más comunes y cómo pueden ayudarte a lograr tus objetivos estéticos.

Índice

¿Qué son los tratamientos estéticos no quirúrgicos?

Los tratamientos estéticos no quirúrgicos son procedimientos que se realizan sin la necesidad de una intervención quirúrgica. Estos procedimientos están diseñados para mejorar la apariencia de diversas partes del cuerpo o el rostro sin los riesgos y tiempos de recuperación asociados con una cirugía invasiva.

Es importante destacar que los tratamientos estéticos no quirúrgicos deben ser realizados por profesionales calificados, como médicos o cosmetólogas profesionales tituladas. Si bien estos procedimientos son menos invasivos que una cirugía, aún conllevan ciertos riesgos y es crucial acudir a un experto para garantizar resultados seguros y efectivos.

Tipos de tratamientos estéticos no quirúrgicos

Carboxiterapia

La carboxiterapia consiste en la administración de pequeñas dosis de dióxido de carbono (CO2) mediante inyecciones intradérmicas. Este tratamiento se utiliza para combatir el exceso de grasa, la celulitis y la flacidez, entre otros problemas estéticos.

procedimientos estéticos no quirúrgicos - Qué es un tratamiento invasivo en cosmetologia

Tener en cuenta que la carboxiterapia puede causar pigmentación en la zona tratada, especialmente si hay exposición solar. También es común que se produzcan hematomas después del tratamiento. Se recomienda evitar saunas, gimnasios y piscinas durante al menos 3-4 días después de la sesión para prevenir la contaminación de los puntos inyectados. La cantidad de sesiones y la frecuencia de aplicación varían según las necesidades de cada paciente.

Mesoterapia

La mesoterapia es una técnica invasiva en la que se administran agentes activos mediante inyecciones intradérmicas en el área a tratar. Este tratamiento se utiliza para combatir la adiposidad localizada, la celulitis y la flacidez, así como para rejuvenecer el rostro.

La mesoterapia puede causar hematomas y, en algunos casos, reacciones alérgicas, urticaria, necrosis, cicatrices, granulomas cutáneos, foliculitis, infecciones y ulceraciones. Estos efectos secundarios son poco comunes, pero es importante que un médico cualificado esté presente para gestionar cualquier reacción adversa.

Hidrolipoclasia

La hidrolipoclasia es un procedimiento médico en el que se rompen las células grasas mediante la inyección de una solución fisiológica purificada y una mezcla de reductores especiales de grasa en el tejido a tratar. Esta técnica ayuda a eliminar la grasa del organismo a través del sistema linfático y venoso.

Antes de someterse a una hidrolipoclasia, es necesario realizar un hemograma completo y pruebas de coagulación. Este tratamiento se realiza de forma ambulatoria y generalmente se administra anestesia local. Después del procedimiento, es común que se produzca inflamación en las zonas tratadas, pero esta desaparece en las siguientes 72 horas.

Plasma rico en plaquetas

El plasma rico en plaquetas es un tratamiento que busca detener el proceso de envejecimiento y promover la regeneración celular. Se realiza extrayendo sangre del paciente y separando el plasma que contiene factores de crecimiento. Luego, este plasma se inyecta en la piel mediante inyecciones subcutáneas.

Es fundamental que se realice una historia clínica completa y un análisis de sangre antes de aplicar el tratamiento para descartar cualquier enfermedad preexistente. Al ser un tratamiento que utiliza la sangre del propio paciente, existen contraindicaciones específicas para personas con trastornos de la sangre e inmunológicos. Solo médicos cualificados deben realizar este procedimiento.

Aplicación de láser

La aplicación de láser se utiliza para tratar una variedad de afecciones estéticas, como manchas en la piel, flacidez y eliminación del vello. Existen diferentes tipos de láser, y es importante que solo personal médico cualificado los maneje para evitar riesgos como quemaduras, cambios de pigmentación y reactivación del virus del herpes.

Frequently Asked Questions

  • ¿Quién puede realizar tratamientos estéticos invasivos?
  • Los tratamientos estéticos invasivos deben ser realizados exclusivamente por médicos calificados.
  • ¿Cuáles son los riesgos de los tratamientos estéticos no quirúrgicos?
  • Si bien los tratamientos estéticos no quirúrgicos son menos invasivos que una cirugía, aún conllevan ciertos riesgos, como pigmentación, hematomas y posibles reacciones alérgicas.
  • ¿Cuántas sesiones se necesitan para obtener resultados con los tratamientos estéticos no quirúrgicos?
  • La cantidad de sesiones necesarias varía según el tratamiento y las necesidades individuales de cada paciente. Es importante seguir las recomendaciones del profesional de la salud.
  • ¿Cuánto tiempo de recuperación se necesita después de un tratamiento estético no quirúrgico?
  • La mayoría de los tratamientos estéticos no quirúrgicos no requieren un tiempo de recuperación prolongado. Sin embargo, es posible que se experimente inflamación o enrojecimiento temporal en la zona tratada.

Los procedimientos estéticos no quirúrgicos ofrecen una alternativa segura y efectiva para aquellos que desean mejorar su apariencia sin someterse a una cirugía invasiva. Sin embargo, es fundamental acudir a profesionales calificados para garantizar resultados óptimos y minimizar los riesgos asociados. Si estás considerando someterte a un tratamiento estético no quirúrgico, consulta a un médico o cosmetóloga profesional titulada para recibir la atención adecuada.

Subir