Ortorexia: obsesión por comer sano y calidad de alimentos

La ortorexia es la obsesión patológica e irracional por comer sano y por la calidad de los alimentos. Se suele decir que el paciente ortoréxico “tiene un menú en lugar de una vida”, ya que aquello que come se convierte en su principal preocupación.

Índice

Introducción

Los trastornos de la conducta alimentaria se han vuelto cada vez más comunes en los últimos años. La ortorexia es uno de estos trastornos que se ha extendido en la sociedad actual. Aunque todas estas disfunciones comparten elementos clínicos comunes, es importante reconocer las particularidades de cada una para poder identificarlas y abordarlas adecuadamente.

La ortorexia se caracteriza por una obsesión patológica por comer sano y por la calidad de los alimentos. Aquellos que padecen este trastorno colocan la comida como eje central en su vida, mostrando una ansiedad y preocupación excesivas por el peso corporal, el aspecto físico y las características de los alimentos que consumen.

En la sociedad actual, existe una gran cantidad de mensajes que promueven la importancia de una alimentación saludable para mejorar la salud y la imagen. Sin embargo, esta obsesión por comer sano puede convertirse en una enfermedad real: la ortorexia.

¿Qué es la ortorexia?

La ortorexia es un trastorno de la conducta alimentaria que se caracteriza por la obsesión patológica e irracional por comer sano y por la calidad de los alimentos. Aquellos que padecen este trastorno se preocupan constantemente por la cantidad, el tipo, el origen y las técnicas de preparación de los alimentos que consumen.

Los ortoréxicos solo admiten alimentos ecológicos u orgánicos, cultivados sin pesticidas o herbicidas, y evitan el consumo de alimentos procesados o cocinados de ciertas formas. La obsesión por comer sano llega a tal extremo que, si no pueden acceder a este tipo de alimentos, prefieren dejar de comer.

En un inicio, la ortorexia puede parecer una sana preocupación por seguir un estilo de vida saludable o una medida para perder peso. Sin embargo, con el tiempo, esta obsesión se convierte en una espiral que afecta negativamente la salud y genera aislamiento social, insatisfacción e incluso desnutrición.

Las personas más vulnerables a este trastorno son aquellas que tienen un alto nivel de disciplina y exigencia en su vida, como deportistas o culturistas.

Diagnóstico y sintomatología

Para identificar la ortorexia, se han establecido algunos criterios diagnósticos, como:

  • Dedicar más de 3 horas al día a pensar en la dieta y planificar o preparar las comidas.
  • Sentir culpa si se rompen las reglas de la dieta sana y experimentar satisfacción y placer al seguirlas estrictamente.
  • Priorizar la calidad de los alimentos por encima del placer de consumirlos.
  • Aislamiento social debido a las restricciones alimentarias y disminución de la calidad de vida.

Los pacientes ortoréxicos no ocultan su estilo de vida y se enorgullecen de seguir una dieta tan estricta. Incluso menosprecian a aquellos que no comparten su punto de vista. La dieta se convierte en su propia religión.

Además, los pacientes pueden experimentar síntomas fisiológicos derivados de la alimentación inadecuada, como pérdida de peso, anemia, deficiencias vitamínicas y enfermedades relacionadas.

Tratamiento

Aunque la ortorexia aún no está reconocida como una patología específica, existe tratamiento para esta disfunción. El enfoque terapéutico suele combinar la terapia farmacológica y la psiquiátrica, con el objetivo de subsanar las carencias nutricionales y modificar las conductas obsesivas.

El primer paso del tratamiento es que el individuo reconozca que está inmerso en una obsesión enfermiza y desee romper con esa dinámica. A partir de ahí, se busca que el paciente aprenda a comer de manera normal y sin sentimientos de culpa.

Los profesionales sanitarios deben asesorar y supervisar la alimentación del paciente para garantizar que se cubran los requerimientos nutricionales necesarios. El proceso de adaptación a una alimentación normal se realiza de forma gradual, para que el organismo se acostumbre progresivamente a los alimentos que antes eran excluidos.

orexia medicina - Qué es OPO en medicina

En paralelo, el tratamiento psicoterapéutico busca identificar las causas subyacentes del trastorno y desarrollar estrategias para superarlas. El objetivo final es que el individuo adquiera una relación saludable con la comida y supere las compulsiones y obsesiones.

Prevención

La prevención de la ortorexia y otros trastornos de la conducta alimentaria se basa en establecer hábitos alimentarios saludables desde la infancia. Es importante que los niños y jóvenes comprendan la importancia de una dieta equilibrada y sean conscientes de los nutrientes esenciales y su función en el organismo.

La educación en alimentación saludable debe ser abordada desde diferentes ámbitos, como el familiar, el escolar y el mediático. Ofrecer conocimientos teóricos adecuados a la edad y desarrollo intelectual del niño ayudará a fortalecer conductas saludables y minimizará los riesgos asociados a los mensajes negativos de los medios de comunicación.

orexia medicina - Qué significa la palabra Orexia

La ortorexia es un trastorno emergente en la sociedad actual, caracterizado por una obsesión patológica por comer sano y por la calidad de los alimentos. Aunque seguir una dieta saludable es importante, es fundamental mantener una actitud sensata y equilibrada hacia la alimentación.

El tratamiento de la ortorexia requiere un enfoque multidisciplinario que aborde tanto los aspectos nutricionales como los psicológicos. Con un tratamiento adecuado y un cambio en los hábitos alimentarios, es posible superar este trastorno y llevar una vida saludable y equilibrada.

Subir