Medicina natural para presión baja: opciones y consejos

La presión arterial baja, también conocida como hipotensión, es una condición en la que la presión de la sangre en las arterias es más baja de lo normal. Si bien una presión arterial baja sin síntomas o con síntomas leves rara vez requiere tratamiento, es importante buscar formas naturales de controlarla y reducir los síntomas. En este artículo, te presentaremos algunas opciones de medicina natural para la presión baja.

medicina natural para la presion baja - Que no se debe comer con la presión baja

Índice

Diagnóstico y pruebas

Para diagnosticar la presión arterial baja, es importante acudir a un proveedor de atención médica, quien realizará un examen físico y preguntará sobre los antecedentes médicos del paciente. Además, se medirá la presión arterial. En algunos casos, se pueden realizar pruebas adicionales como análisis de sangre para detectar condiciones como hipoglucemia, hiperglucemia o anemia, que pueden reducir la presión arterial. También se pueden realizar pruebas como el electrocardiograma (ECG) o la prueba de la mesa inclinada para evaluar cómo reacciona el cuerpo ante los cambios de posición.

Tratamiento

En la mayoría de los casos, la presión arterial baja sin síntomas o con síntomas leves no requiere tratamiento. Sin embargo, si la presión arterial baja causa síntomas, el tratamiento dependerá de la causa subyacente. Por ejemplo, si la presión arterial baja es causada por un medicamento, el proveedor de atención médica puede recomendar cambiar o suspender el medicamento, o ajustar la dosis. Es importante no cambiar ni suspender los medicamentos sin consultar primero con un proveedor de atención médica.

Si no se conoce la causa de la presión arterial baja o no existe un tratamiento específico, el objetivo es aumentar la presión arterial y reducir los síntomas. Algunas opciones de medicina natural para lograr esto incluyen:

  • Consumir más sal: Contrario a las recomendaciones generales de reducir el consumo de sal, en el caso de la presión arterial baja, aumentar el consumo de sal puede ser beneficioso. Sin embargo, es importante consultar con un proveedor de atención médica antes de aumentar el consumo de sal, especialmente en personas mayores.
  • Beber más agua: El consumo de líquidos puede aumentar el volumen sanguíneo y prevenir la deshidratación, lo cual es importante para tratar la hipotensión.
  • Usar medias de compresión: Las medias de compresión, también conocidas como medias elásticas, comprimen las piernas y mejoran el flujo sanguíneo. Estas medias son especialmente útiles para aliviar el dolor y la hinchazón causados por las venas varicosas.
  • Medicamentos: En algunos casos, se pueden recetar medicamentos para tratar la presión arterial baja que ocurre al ponerse de pie, como la fludrocortisona o la midodrina. Sin embargo, es importante seguir las indicaciones y recomendaciones del proveedor de atención médica en cuanto al uso de medicamentos.

Estilo de vida y remedios caseros

Además de las opciones de tratamiento mencionadas anteriormente, algunos cambios en el estilo de vida y remedios caseros pueden ayudar a controlar la presión arterial baja. Estas incluyen:

  • Tomar más agua y menos alcohol: El alcohol puede reducir la presión arterial, incluso en cantidades moderadas, mientras que el agua aumenta el volumen sanguíneo y previene la deshidratación.
  • Prestar atención a las posiciones del cuerpo: Al levantarse de la cama o de una posición acostada, es importante hacerlo lentamente para evitar mareos y desmayos. También se recomienda evitar cruzar las piernas al sentarse y realizar movimientos que estimulen el flujo sanguíneo desde las piernas hasta el corazón.
  • Comer porciones pequeñas y bajas en carbohidratos: Para prevenir una caída brusca de la presión arterial después de las comidas, se recomienda comer porciones pequeñas varias veces al día y limitar los alimentos ricos en carbohidratos. También se puede considerar el consumo de café o té con cafeína en el desayuno, bajo la recomendación de un proveedor de atención médica.
  • Hacer ejercicio regularmente: Realizar al menos 30 minutos de actividad física moderada todos los días puede ayudar a mejorar la circulación sanguínea y controlar la presión arterial.

Qué no se debe comer con la presión baja

En caso de experimentar una bajada súbita de la presión arterial, es importante buscar asistencia médica. Sin embargo, existen algunos alimentos que pueden ayudar a controlar la presión de manera natural. Uno de los remedios más utilizados es el café, ya que la cafeína presente en esta bebida puede contraer los vasos sanguíneos y aumentar la presión arterial. Otro consejo común es aumentar el consumo de sal y sodio, lo cual va en contra de las recomendaciones generales, pero puede ser beneficioso en el caso de la presión arterial baja.

La presión arterial baja puede ser controlada y reducir sus síntomas a través de opciones de medicina natural como el aumento del consumo de sal y sodio, el consumo adecuado de líquidos, el uso de medias de compresión y, en algunos casos, el uso de medicamentos recetados por un proveedor de atención médica. Además, realizar cambios en el estilo de vida como prestar atención a las posiciones del cuerpo, comer porciones pequeñas y bajas en carbohidratos, hacer ejercicio regularmente y evitar el consumo excesivo de alcohol pueden ser útiles para controlar la presión arterial baja. Recuerda siempre consultar a un proveedor de atención médica antes de realizar cualquier cambio en tu dieta o estilo de vida para controlar la presión arterial baja.

Subir