Disuria: causas y trastornos relacionados con la micción

La disuria es un trastorno de la micción que se caracteriza por la dificultad o el dolor al orinar. Puede manifestarse como una micción gota a gota o con un chorro débil o intermitente. Además, puede estar acompañada de sensación de ardor en la uretra (estranguria) o la necesidad frecuente de orinar (polaquiuria).

Existen diversas causas de la disuria, que pueden afectar diferentes partes del sistema urinario. Entre las enfermedades que pueden ocasionar disuria se encuentran las relacionadas con la uretra, próstata, vejiga urinaria, uréteres, pelvis renales y riñones. También puede tener un origen ginecológico o incluso psicológico.

Índice

Trastornos relacionados con la micción

La disuria es solo uno de los trastornos relacionados con la micción. Otros trastornos incluyen:

  • Oliguria: excreción de menos de 500 ml de orina al día. Puede ser causada por insuficiencia renal aguda o enfermedades crónicas del riñón en fase terminal.
  • Anuria: excreción de menos de 100 ml de orina al día. Las causas pueden variar.
  • Poliuria: excreción de más de 2500 ml de orina al día. Puede ser síntoma de insuficiencia renal crónica, diabetes insípida, diabetes mellitus, hipercalcemia e hipopotasemia, entre otras condiciones.
  • Polaquiuria: micción frecuente, más de 8 veces durante el día.

Además, la incontinencia urinaria es otro trastorno relacionado con la micción. Puede ser transitoria o permanente, y puede tener diversas causas, como trastornos psíquicos, enfermedades del sistema nervioso, uretritis, mucositis vaginal, poliuria causada por diferentes factores y ciertos medicamentos.

La disuria en hombres y mujeres

La disuria puede afectar tanto a hombres como a mujeres, pero las causas pueden variar. En las mujeres, la mayoría de los casos de disuria se clasifican como cistitis bacteriana o infección del tracto genital inferior, como vaginitis, uretritis o infecciones de transmisión sexual (ITS).

En los hombres, la disuria suele estar relacionada con ITS o afectación de la próstata, como la prostatitis bacteriana aguda o crónica. Además, los hombres pueden experimentar disuria y otros síntomas de cistitis debido a una hiperplasia prostática benigna significativa que causa estasis urinaria con una infección bacteriana asociada.

Nicturia y enuresis nocturna

La nicturia es otro trastorno relacionado con la micción que se refiere a la necesidad de orinar durante la noche. Puede ser un síntoma frecuente en casos de hipertrofia de próstata, inflamaciones de las vías urinarias, insuficiencia cardíaca y otras condiciones.

La enuresis nocturna, por su parte, se refiere a la micción involuntaria durante la noche en niños mayores de 3 años. Puede indicar malformaciones de las vías urinarias, diastematomielia, insuficiencia renal crónica o tener un origen psicógeno.

La disuria es un trastorno de la micción que puede manifestarse como dificultad o dolor al orinar. Puede tener diversas causas y afectar diferentes partes del sistema urinario. Tanto hombres como mujeres pueden experimentar disuria, aunque las causas pueden variar. Además, existen otros trastornos relacionados con la micción, como la incontinencia urinaria, la nicturia y la enuresis nocturna. Si experimentas síntomas de disuria, es importante consultar a un profesional de la salud para obtener un diagnóstico preciso y recibir el tratamiento adecuado.

Subir